Ananda

Mi amigo Nico lleva varias semanas repitiendo la palabra “ananda” como conclusión final en sus sesiones de yoga. Ananda significa dicha. Y yo me doy cuenta que tener esta palabra presente, hace que de ti mejor persona, hace que seas consciente de que al menos un instante puedes ser feliz, sentir la dicha.
Siento la dicha cuando sonríes e iluminas todo cuanto gira a tu alrededor, cuando tu luz se refleja como si fuera un espejo y logras que sonría yo también. Siento dicha cuando me escuchas, cuando aguantas el chaparrón de mi relato sin tan siquiera pestañear, cuando me ofreces el calor fraternal y con una mirada me haces sentir que me comprendes y que todo pasará. Siento la dicha cuando me acoges, compartes conmigo la mesa y todo lo que tienes, cuando haces por mí lo indecible por demostrar tu amor y cariño, por hacerme sentir bienvenida. Siento la dicha cuando me valoras, cuando todo el trabajo y esfuerzo que he puesto en la balanza de lo mínimo se equilibra con la respuesta de la colaboración, la disposición, el aliento preciso. Siento la dicha cuando me recuerdas, cuando me rescatas del olvido y, ante todos los demás, dices mi nombre con sentido. Siento la dicha cuando apoyas mis pequeñas utopías, cuando recibes mis ideas como piedras preciosas que se encuentran en un camino gris, luciendo su color único, pedazos de roca en bruto que un día, tal vez, pueden salvar nuestras circunstancias. Siento dicha cuando te envío un mensaje sencillo, pulsando la tecla del corazón, y me devuelves amor a raudales. Siento dicha cuando me siento querida.
Y por último, siento dicha, cuando lees lo que escribo y, lo más importante, me tienes en cuenta y sabes que puedes contar conmigo. Ahora saldrás a la calle y durante tu jornada, percibirás en vivo la sonrisa, la mirada, la acogida, la palabra, el recuerdo, la idea utópica, el mensaje … aunque sea sencillo. Ahora caminarás por la vida y recuperarás el tiempo perdido. Ahora te daré la mano y sabrás que no hay una única ruta de la felicidad. En cada paso está la dicha, en cada obstáculo del camino, en cada prueba superada, en todo momento, minuto perfecto, sobre todo, si es contigo.

img_20161022_144412

This entry was posted in ARTÍCULOS. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s