CANTO DE AUSENCIA AL AMANECER

Desperté con el canto de un pájaro antes del amanecer. Su clamor solitario confundió la luz de la luna llena con los primeros rayos de sol. Fue melodía de ausencia presencia que desveló mi alma. A la vuelta, abracé con fuerza mi almohada incapaz de recuperar el sueño. Desgrané en silencio palabras escondidas fruto de días pasados en soledad.

En el fondo nunca te marchaste.

Venías a visitarme en sueños

en la noche anterior

a un amanecer feliz.

Eran noches de vuelo de mariposas,

de silencios que cobijan historias.

Pequeños tesoros que yo guardaba

bajo llave

en mi caja de elementos favoritos,

esos en los que piensas cuando estas triste

y así, de ese modo,

ya no te sientes tan mal.

Momentos que devuelven sonrisas,

tal vez eternas.

Te echo de menos.

El pájaro confundido y solitario voló y yo me quedé esperando su cántico con los ojos plenamente abiertos, sin posibilidad de entregarme al placer del abandono, del letargo. Tal vez, pero sólo tal vez, todo fue un sueño.

This entry was posted in ARTÍCULOS and tagged , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s