A veces pasa

A veces pasa que despiertas y te incorporas al día de forma normal, pero una parte de tu espíritu no está contigo. Es como si todo lo que hicieras fuera de lo más cotidiano, pero una parte de ti estuviera en otro sitio, en otro lugar. Entonces no te centras, te distraes con facilidad y la imaginación te gasta más de un broma, pesada o no. Entonces vuelas a la menor y sumergida en tus sueños, creas expectativas donde no las hay, dibujas horizontes donde no existen e inventas historias, con o sin sentido.

A veces pasa, que el mundo sigue pero tú no estás, porque no debes, no quieres o, simplemente, no puedes.

Ocurre, sin más. Y no es malo ni negativo. Puede llegar a despistar a los demás, incluso puedes ofrecer orientaciones de manera inoportuna. Pero nada más trascendente, nada va a mayores. Sólo tú lo percibes, estás aquí, los demás te ven, pero en realidad tu mente y tu alma se encuentran a miles de kilómetros de distancia.

A veces pasa, hoy pasa.

Será la primavera.

This entry was posted in MENSAJES. Bookmark the permalink.

One Response to A veces pasa

  1. victor says:

    La tentadora primavera siempre nos juega malas pasadas. Es una embaucadora. Y sobretodo se aprovecha de los más soñadores

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s